Día Mundial de las Personas Refugiadas

20.06.2017 10:00

Instituido por Naciones Unidas como Día Mundial de los Refugiados en el año 2000.

En 2017 sigue siendo crucial defender los derechos de las personas que se desplazan forzosamente por las situaciones de guerra que azotan sus ciudades, amén de las que lo hacen por otras causas que hipócritamente no consideramos tan devastadoras como la guerra. Nos referimos al hambre o a la degradación medioambiental.

 

Por ello nos unimos a todas las entidades sociales, de la Iglesia católica y de otras confesiones religiosas para ofrecer una serie de recursos y actividades que se van elaborando en la esperanza de hacer visible la situación de todas estas personas:

 

Para orar: Un trozo de mi carne (salmo de Demetrio Orte. Febrero 2017)

 

Un trozo de mi carne

se desgarra en las concertinas de Melilla.

Un trozo de mi carne

se congela en las tiendas del campo de refugiados.

Un trozo de mi carne

se hunde en las frías aguas del Mare Nostrum

 

Un trozo de mi carne

vaga por las calles en los 3.000 menores extranjeros

que vagan por España sin sus padres.

Un trozo de mi carne

 

llega en patera a las costas andaluzas.

Un trozo de mi carne

sufre en los CIES aislamiento y amenazas.

 

Un trozo de mi carne

se desangra en Alepo.

Un trozo de mi carne

muere en Gaza por bala israelí.

Un trozo de mi carne

muere de hambre en cualquier país africano.

 

Esto no lo digo yo,

que no soy tan solidario

para hacer mío tanto desgarro.

Me lo ha dicho el Evangelio

de Jesús de Nazaret que andaba por los caminos

sanando cuerpos y liberando corazones.

 

Me lo dice

un Dios que sufre con los que sufren

con la impotencia de la compasión

y el poder del amor hecho misericordia.

 

Y me lo dice la solidaridad

de personas que hacen suya la humanidad sufriente

y la hacen humanidad amante.

 

 

¡¡¡Gracias por ser!!!