Foro sobre el trabajo de pastoral social en Europa

Foro sobre el trabajo de pastoral social en Europa

París, Francia, a 26 de febrero de 2015

Miembros de organizaciones católicas europeas se reunieron en París el 26 de febrero, en las oficinas de la Conferencia Episcopal francesa, para examinar algunos de los retos más significativos que han de ser asumidos en la vida social de varias naciones de Europa.

Estas organizaciones (entre ellas Cáritas Europa, la Comisión Católica Internacional de Migraciones o ICMC, el Centro Europeo para los Asuntos de los Trabajadores o EZA y la Conferencia de Comisiones de Justicia y Paz de Europa, así como COMECE y CCEE) compartieron su opinión sobre las muchas necesidades de los ciudadanos europeos, y también resaltaron el gran esfuerzo que la Iglesia Católica de Europa soporta al permanecer junto a los más necesitados a través de iniciativas a todos los niveles locales, nacionales e internacionales.

Esta reflexión, como señalan los participantes, es una invitación para posteriormente ahondar en el espíritu de colaboración entre las personas y entidades que prestan sus servicios en el ámbito social para el bienestar de otros.  La Iglesia Católica en Europa escucha con preocupación a las frecuentes voces angustiadas de aquellos que buscan ayuda, convencida de que aún puede hacer más. Siguiendo el ejemplo motivador del papa Francisco, la Iglesia en Europa renueva su compromiso de salir a encontrarse con los necesitados, y ayudar y acompañar con generosidad a las muchas personas que buscan la ayuda de las organizaciones católicas y las diferentes comunidades cristianas, a través de las cuales se ofrece cualquier ayuda posible, incluyendo el consuelo del Evangelio.
 

Entre los retos analizados, los participantes se centraron en la cuestión demográfica de una Europa que envejece; la crisis económica, que genera nueva pobreza y tantas desigualdades inaceptables; el creciente número de migrantes; las transformaciones
del multiculturalismo; el problema de la inestabilidad laboral y, sobre todo, la difícil situación creada por el paro juvenil; la fragilidad de las familias; las guerras y otras formas de violencia, tanto dentro como fuera de Europa. Estas cuestiones sociales, aunque muy distintas, están vinculadas entre sí, y no deben tratarse por separado mientras se esté promoviendo el desarrollo de la persona humana. Se vuelve urgente un diálogo social sincero y respetuoso, donde cada uno se comprometa por igual.

A través de sus numerosos agentes, la Iglesia Católica actúa como depositaria de un bien que humaniza (cfr. Evangelii gaudium, nº 264) y como la promotora de una civilización del amor; expresa su preocupación por la situación actual y espera que todos aquellos con responsabilidades políticas, sociales y económicas se comprometan junto con el resto de la sociedad a buscar soluciones concretas a las difíciles realidades sociales, para incluir a todos en el desarrollo de una economía que no mate, sino que contribuya al bien común.

La misión de la Iglesia es la de ser como el buen samaritano, poder estar cerca de todos, ofrecer no solo consuelo pasajero, sino sobre todo la esperanza del amor de Dios misericordioso.

Organizaciones presentes en la reunión:

CCEE (Consejo de Conferencias Episcopales de Europa): es la red europea de Conferencias Episcopales que representa a 45 países.  A través de su Comisión Caritas in Veritate, busca poner en contacto a todos aquellos que trabajan en el ámbito de trabajo de la pastoral social en las diferentes naciones de Europa.

COMECE (Comisión de Conferencias Episcopales de la Comunidad Europea), formada por obispos delegados de todas las Conferencias de los 28 Estados miembros de la UE. Su misión consiste en ser un colaborador crítico de la Unión Europea; en contribuir a su pensamiento político, esbozando las enseñanzas sociales de la Iglesia; en proporcionar un apoyo positivo al proyecto europeo cuando su perspectiva esté en armonía con la de la tradición católica; en mantener a las Conferencias nacionales informadas sobre los desarrollos en Bruselas que puedan repercutir en su ministerio; y en estar presente en diferentes niveles de las instituciones decisoras de políticas de la UE en Bruselas y en ámbitos internacionales.

Cáritas Europa
Abarca 49 organizaciones de Cáritas presentes en 46 países de Europa, por lo que la red de esta institución cubre el continente europeo.  Cáritas Europa trabaja sin descanso conforme a su visión de construir una civilización del amor y la justicia donde cada persona humana pueda prosperar y vivir en paz y dignidad como parte de una sola familia humana.

Justicia y Paz Europa
La Conferencia de Comisiones de Justicia y Paz de Europa es una red de 30 Comisiones nacionales de Justicia y Paz a las que sus Conferencias Episcopales les han encargado pronunciarse en favor de la lucha contra la pobreza, los Derechos Humanos, la paz, la reconciliación y el desarrollo.

ICMC
La Comisión Católica Internacional de Migraciones (ICMC) sirve y protege a las personas desarraigadas (refugiados, desplazados internos y migrantes) de cualquier confesión, etnia, raza o nacionalidad a través de su red global de Conferencias Episcopales, Gobiernos y colaboradores no gubernamentales. 

EZA
El Centro Europeo para Asuntos de los Trabajadores (EZA) es una red que comprende 70 organizaciones de trabajadores de 27 países comprometidas con los valores sociales cristianos. Los miembros de EZA son organizaciones de trabajadores, así como también estructuras educativas y entidades de investigación que tratan asuntos relacionados con los trabajadores.