Boletín nº 46 El acceso al agua potable y segura

Boletín nº 46 El acceso al agua potable y segura

Noviembre 2018

 

Queridas amigas, queridos amigos,

 

El pasado día 1 de septiembre, ante la Jornada Mundial de Oración por el Cuidado de la Creación, el papa Francisco daba gracias por «la hermana agua, sencilla y útil para la vida del planeta como ninguna otra cosa. Precisamente por esto, cuidar las fuentes y las cuencas hidrográficas es un imperativo urgente. Hoy más que nunca es necesaria una mirada que vaya más allá de lo inmediato, superando un criterio utilitarista de eficiencia y productividad para el beneficio individual. Urgen proyectos compartidos y gestos concretos, teniendo en cuenta que es inaceptable cualquier privatización del bien natural del agua que vaya en detrimento del derecho humano de acceso a ella».

 

Por cuarto año consecutivo, Justicia y Paz se ha sumado a las más de doscientas entidades de inspiración católica que promueven la iniciativa Iglesia por el Trabajo Decente (ITD) para celebrar la Jornada Mundial por el Trabajo Decente del 7 de octubre, convocando por toda España actos públicos, vigilias y eucaristías, bajo el lema “El trabajo decente no es un cuento”. Desde la sociedad civil y desde la Iglesia católica en dos fechas separadas por un mes, el 17 de octubre y el 18 de noviembre, se nos invita a gritar y actuar contra la pobreza.

 

Con motivo del 50º aniversario de la Comisión General y de la Comisión de Justicia y Paz de Barcelona, del 28 al 30 de septiembre, se celebró en Barcelona el Seminario Internacional de Justicia y Paz de Europa, con el título “Agua: Fuente de vida, derecho humano y la responsabilidad por parte de Europa”. El encuentro coincidió con la iniciativa «Tiempo para la Creación» que nos animaba a caminar conjuntamente. Eso hicimos en el Delta del río Llobregat como acción simbólica y, desde este paseo interior y por la naturaleza, compartimos las conclusiones del Seminario de Justicia y Paz de Europa. El 1 de octubre celebramos la Asamblea General en la Cueva de San Ignacio, en Manresa.

 

En la contraportada resumimos algunas actividades en las que la Comisión General ha participado durante los últimos meses. Entre ellas destacamos el trabajo y los proyectos comunes que han ido creciendo junto a organizaciones de Iglesia como Enlázate por la Justicia y el Grupo Eclesial contra la Trata. Además, hacemos una breve mención del Documento final del Sínodo de la Juventud y de la mesa redonda que, con motivo del Día Mundial de Información sobre el Desarrollo, se debatió en Cuenca, bajo el título “Hacer bien el BIEN: comunicación veraz para un desarrollo compartido”.

 

Y una vez más, pedimos que se respeten los derechos de las personas migrantes y refugiadas y que se multiplique el esfuerzo por dar una solución al drama que sufren a diario.

 

Saludos cordiales,

 

Isabel Cuenca Anaya
Secretaria General